Preparar el huerto para el frío es una tarea fundamental para que nuestros cultivos puedan seguir desarrollándose sin problemas. Aunque muchos creen que el invierno supone menos trabajo en el huerto, eso no es una verdad absoluta.

Son muchos los cultivos que se benefician de las temperaturas más bajas, además, la llegada del frío también marca nuevas tareas que debemos realizar para que nuestro huerto esté a punto cuando llegue la primavera.

 

Tareas para preparar el huerto para el frío:

  1. Limpia el terreno o las camas de cultivo

Después de una temporada de cosechas y con las típicas hojas del otoño, es normal que el huerto necesite una buena limpieza antes del invierno. Elimina el exceso de hojas, los restos de cosechas, frutos podridos y las malas hierbas.

  1. Amplía el huerto

Si deseas ampliar tu huerto o crear nuevas camas de cultivo, ahora es el momento perfecto, así te aseguras de tenerlo todo a tiempo para la primavera.

  1. Planifica

Es hora de planificar lo que queremos sembrar, revisar los requerimientos de cada cultivo, analizar el suelo y descubrir qué nutrientes necesita.

  1. Todo a mano

Aprovecha esta temporada para revisar la maquinaria agrícola, realizar un mantenimiento de los vehículos y herramientas, así como para realizar una limpieza general para evitar plagas y hongos.

  1. Prepara la tierra

Después de limpiar y remover toda la tierra, es hora de añadir un poco de mantillo o sustrato, así como diferentes tipos de abono como el compost o el abono verde. Preparar la tierra es fundamental para enriquecerla y llenarla de los nutrientes que necesita.

  1. Preparar los sistemas de riego

Es hora de planificar el riego. Durante las temporadas más frías como el otoño e invierno, el riego debe ser más controlado, además, hay que estar muy pendiente del drenaje de la tierra.

La cantidad de agua no es lo único que marca la diferencia. Los horarios de riego también deben cambiar según la zona en la que se encuentre el huerto. A diferencia del verano, cuando se recomienda regar por la mañana o por la tarde, en invierno se debe hacerlo a mediodía en regiones con muchas heladas.

  1. Proteger del frío

También es el momento de providenciar todo lo que necesitarás más adelante para proteger tus cultivos del frío. Puedes optar por invernaderos, túneles de cultivo o telas de protección según las necesidades de cada cultivo.


 

Así como cada cultivo es único, cada huerto también lo es. Por eso es tan importante estudiarlo, analizarlo y descubrir la mejor manera de trabajarlo y cuidarlo.

Si necesitas ayuda para preparar tu huerto o terreno para los meses de frío, reparar tu maquinaria o descubrir qué puedes sembrar en esta estación, haznos una visita.

Estaremos encantados de ayudarte a sacar el máximo rendimiento a cada estación, protegiendo la calidad del suelo y obteniendo ricos cultivos.

Si quieres saber qué plantar esta temporada, ¡tenemos el artículo perfecto para ti! 

 

Abrir chat